Saltar al contenido

Piedras en las Amigdalas

diciembre 12, 2013

Piedras en las AmigdalasPiedras en las Amígdalas

Las amígdalas están llenas de criptas donde las bacterias y otros materiales, incluyendo células mucosas muertas pueden quedar atrapadas. Con el tiempo, estos depósitos pueden llegar a convertirse en formaciones blancas que se calcifican y se convierten en piedras en las amígdalas.

Esto lo vemos con más frecuencia en personas que sufren repetidos casos de amigdalitis o inflamaciones crónicas en las amígdalas, otras causas también serían glándulas salivales hiperactivas, secreciones mucosas y fumar sin filtro (más frecuente en consumidores de marihuana).

Dado que muchas de estas piedras no causan síntomas visibles, sólo se descubren accidentalmente, incluso al toser o por radiografías en una consulta.

¿De dónde viene el Mal aliento?

El mal aliento es uno de los principales indicadores de una piedra en las amígdalas (tonsilolito). Según Wikipedia el 75% de los sujetos con tonsilolitos tienen mal aliento, por lo que los investigadores sugieren verificar si hay piedras en las amígdalas cuando las causas del mal aliento no pueden ser identificadas.

La presencia de una piedra puede hacer que usted sienta algún tipo de dolor o molestia en la zona donde está alojada.  También puede causar una dificultad al tragar alimentos o bebidas.

Problemas derivados de los tonsilolitos.

Dependiendo del tamaño de la piedra se pueden producir inflamación de amígdalas y estas hasta pueden llegar a infeccionarse.

Algunas piedras pueden ser visibles en la parte posterior de la garganta, se pueden ver incluso como un trozo de tela blanca, sin embargo, este no es siempre el caso.  Algunas piedras se ocultan en los pliegues de las amígdalas y pueden ser difíciles de detectar.

Diagnóstico general.

Si bien el diagnóstico generalmente se puede hacer en una inspección de las amígdalas, a veces es difícil, si estas piedras no han salido a la superficie, y a menudo sólo se pueden localizar después de algún estudio radiológico.

A veces esas masas o piedras, pueden ser confundidas, en las imágenes radiológicas, con dientes desplazados o glóbulos que se han convertido en una masa calcificada.

Tratamientos alternativos

Un médico puede usar un láser de dióxido de carbono que va a eliminar la superficie de la amígdala, esto no es una cura permanente pero ayuda a largo plazo y la piel tratada se puede rejuvenecer.

Otro tratamiento más drástico es la intervención quirúrgica para extraer las amígdalas (amigdalectomía), por lo general este tipo de operaciones no son recomendadas pues son invasivas en el cuerpo, pero sin las amígdalas, los tonsilolitos no pueden formarse.

Dependiendo de la severidad de los tonsilolitos usted mismo puede ser capaz de tratarlos.  Por favor, para tenga una nueva visión a través de un procedimiento natural lo invito a que vaya al siguiente enlace en el que encontrará información valiosa sobre como eliminar los tonsilolitos para siempre.

>> Encuentre la solución aquí <<